miércoles, febrero 29, 2012

El Chico Nuevo.

Hace ya un mes empecé una nueva chamba. Lo que pasó en la anterior fue lo que suele sucederle a muchos nuevos negocios, pero bueno, quien soy yo para hablar de eso. Pero como bien dice el dicho, cuando una puerta se cierra, siempre se abre una ventana.

Y vaya que ventana. Considero que he tenido mucha suerte en conseguir una nueva chamba tan rápido. La verdad, estaba algo inseguro por n motivos, pero mi sarta de velitas misioneras, mi estampita del Señor de los Milagros y buenos amigos en mi haber culinario, me ayudaron a entrar en el nuevo lugar donde estoy.

Ahora soy el chico nuevo.

Pero que es ser el chico nuevo? No se que imagen tendrán de mi a través de este humilde blog, pero la verdad que soy un pata bien cojudo, por no decir timido. Mejor dicho, soy un pata bien timido, por no decir cojudo… o como quieran verlo. Lo cierto es que mi inteligencia social está en la escala de “imbécil” y hacer nuevos amigos me es tan difícil como jugar backgamon o hacer una cirugía a corazón abierto. A la larga, como todo y en todo, termino acoplándome, pero el proceso será largo. Me costó algo de 6 meses soltarme con el primer grupo de trabajo en cocina que tuve, por decirlo menos. Y mientras eso sucede, solo soy un espectador mas.

Tendré que soportar chacota entre compañeros de trabajo, preguntar por cualquier cosa que no sepa o por lo que este inseguro, estar callado la mayoría del tiempo, repetir mi nombre hasta el cansancio, aguantar decir la sarta de cojudeces que se me viene por la cabeza y sobre todo, ser el centro de alguna eventual broma. O sea, seré timido/cojudo, pero no soy del tipo que no se da cuenta cuando hablan de uno. Puedo sonar paranoico (si lo eres/no lo soy/que si carajo!/no jodas, estoy posteando, no estoy hablando contigo/whatever!), pero mas de una vez me he ganado con pases como ese. Igual, no es algo que me quite el sueño (que si/que no jodas/que si/ok, un ratito nomas/ves!/que NO!!!), yo quiero trabajar y quiero aprender. Y estoy aprendiendo.

Este nuevo trabajo me exige mucho y creo que estoy logrando mis metas a corto plazo para con mis nuevos empleadores. Pero debo exigirme mas. Si crees que el trabajo en cocina es simple, pues deberías entrar a una en la hora del rush (argot culinario que se refiere a la hora en la que el restaurant está lleno y todo debe salir a la perfección, sin demoras y manteniendo la calma), el estrés en el ambiente se puede cortar como una rebanada de Pie de Manzana… y es tan dulce, como un Pie de Manzana.

Lo bueno es que el ambiente de trabajo es bueno, todos tienen las ganas de ayudarte y de que aprendas rápido. El resto llegará por si solo. Ser parte de las eventuales chacotas, que recuerden mi nombre, ser el guía en asuntos de la cocina o empezar a decir cuanta cojudez se me venga en gana, llegara sin que me de cuenta o hasta que llegue OTRO chico nuevo... o chica nueva.

PD: Este post no tiene foto, porla simple razon que no tengo foto que poner en mi nueva chamba.

2 Comments:

Blogger meliss@ngela said...

No te preocupes Dragón yo te tomaré una foto en cocina

1:50 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

Thanks for another informative blog. Where else could I get that type of information written in such a perfect method?

I have a project that I'm simply now running on, and I've been on the look out for such information.


my weblog; www.sexykoo.com

8:25 a. m.  

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home